Categorías
ciencia medio ambiente

El cambio climático. ¿El principio del fin?

«Es la crisis más importante a la que la humanidad se ha enfrentado jamás»- Greta Thunberg

El concepto cambio climático retumba en nuestros oídos desde hace más de dos décadas. De hecho, aunque parezca una novedad, la Tierra, desde su origen, que se remonta a unos 4600 millones de años, ha sufrido numerosas variaciones climáticas. ¿Cuál es el problema del cambio climático que estamos experimentado actualmente y que tiene a la mayoría de la comunidad científica preocupada?

A finales del siglo XIX, coincidiendo con los inicios de la industrialización, Arrhenius empezó a hablar de una posible alteración en el clima, provocada por un aumento de las emisiones de CO2.  Se sabe que desde 1880 la temperatura global del planeta no ha dejado de aumentar. También se sabe que ello se debe principalmente a los gases de efecto invernadero. Estos en realidad forman un pilar esencial para el planeta Tierra, ya que retienen el calor del Sol en la atmósfera, conservando una temperatura estable que permite la existencia de la vida. Principalmente son de origen natural, sin embargo, el desarrollo industrial y el aumento del uso de combustibles fósiles han incrementado su existencia. En consecuencia, están alterando el equilibrio ecológico,  provocando problemas en la climatología. 

Image result for incremento temperatura global planeta desde 1880
Gráfico que muestra la variación global de la temperatura terrestre a desde 1850 hasta 2018. Fuente: MeteoRed (2018) https://www.tiempo.com/ram/504091/nasa-y-noaa-2018-el-4o-mas-calido/

Hemos oído hablar bastante de los famosos puntos de inflexión o «tipping points». Y es que el planeta podría experimentar cambios tan bruscos que implicasen la no recuperación de las condiciones anteriores. Un incremento de 2 °C en la temperatura global del planeta comportaría desastres climáticos de gran magnitud. 

Las consecuencias principales del cambio climático

¿Pero exactamente cuáles serían las secuelas del cambio climático? El problema del cambio climático radica en la velocidad en la que este se está produciendo. Si partimos de la historia de la humanidad, hay que considerar que más de la mitad de las emisiones procedentes de combustibles fósiles se han producido en los últimos 30 años. Esto tiene un impacto directo en:

  • El deshielo de los casquetes polares
  • El incremento del nivel del agua en los océanos
  • La acidificación y contaminación del agua
  • La acentuación de episodios extremos: más olas de calor, sequías, fuertes lluvias torrenciales…

Asimismo, muchos seres vivos están experimentado problemas de adaptación. Especies terrestres, marítimas y de agua dulce, ya han migrado a otros hábitats para poder sobrevivir. Algunos ya hablan del inicio de la sexta extinción masiva, aunque a diferencia de las anteriores, esta es de carácter antropogénico

La importancia de los polos

Otro efecto que preocupa a los científicos es el que acompaña al deshielo de los polos, especialmente el del polo norte. El hielo refleja un 95% de la luz solar por lo tanto los rayos de sol que iban a ser absorbidos por la Tierra retornan al espacio y no la calientan. Este es el llamado «Efecto albedo«. Una disminución de los casquetes polares incrementa la absorción de rayos de luz agumentando aún más la temperatura global.

Los polos también son los principales reservorios de metano. El metano es un gas mucho más contaminante y con un efecto invernadero mucho más elevado que el dióxido de carbono. Si el metano quedase libre a la atmósferamultiplicaría mucho más los efectos del cambio climático.

Vídeo explicativo sobre la importancia del Polo Norte y como afectará su desaparición.

Las consecuencias (in)visibles: sociales y económicas

Uno de los numerosos libros que se han escrito acerca del tema es El planeta inhóspito, un ensayo de David Wallace-Wells. En él, el autor detalla las consecuencias que el cambio climático supondría para la humanidad: sociales, económicas, ecológicas… La ONU calcula que, con el nivel actual de emisiones, en 2050 habrá 1.000 millones de refugiados climáticos. Wallace-Wells recalca en su libro que «si en el pasado la promesa de crecimiento ha servido para justificar la desigualdad, la injusticia y la explotación, en el futuro climático próximo tendrá más heridas que curar: los desastres, las sequías, las hambrunas, las guerras, las multitudes de refugiados y el caos político que estas desatan». Y es que el cambio climático repercute de forma directa en la manera en cómo vivimos y entendemos el mundo.

Image result for el planeta inhospito
Portada del libro El planeta inhóspito de David Wallace-Wells.

Soluciones y medidas para mitigarlo

El cambio climático es un problema de elevada dimensión y complejidad y requiere soluciones y medidas del mismo calibre. Se han realizado varios estudios que consideran que aún estamos a tiempo de frenarlo. De hecho exisisten varias propuestas; tanto de acciones individuales como de medidas políticas. Algunas de ellas son:

  • Agricultura sostenible y autogestionada. Este sistema genera riqueza en los pueblos y disminuye la huella ecológica.
  • Augmento del uso de las energías renovables.
  • Acuerdos entre países. Conocemos, entre otros, el famoso acuerdo de París pero también sabemos que muchos de los objetivos planteados no se han cumplido. Es por eso que se deben realizar acuerdos internacionales realistas para no sobrepasar los límites de emisiones de gases de efecto invernadero.
  • Educación ciudadana acerca del problema. Se trata de una propuesta para concienciar a la sociedad de la importancia de preservar el medio ambiente y el planeta.
  • Restauración de ecosistemas terrestres y marinos.
  • Acciones individuales: consumir productos de proximidad, reciclar e intentar minimizar la generación de residuos, desplazamientos sostenibles (transporte público, bicicleta, tren…), ahorrar en consumo de energía, consumir menos carne…

El cambio climático es real, pues un seguimiento escrupuloso de las diferentes variables a lo largo de estos últimos años así nos lo indica. Debemos actuar en consecuencia si queremos preservar el planeta en el que vivimos nosotros y millones de especies.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.